Mujeres que inspiran: Virginia Woolf

| - Victoria147 20 enero, 2016

VIRGINIA-WOOLF INT

Escritora británica, es conocida por el estilo de autoexploración de la mente y la perfección de la técnica de auto monólogo.

Por Victoria147

Hija de sir Leslie Stephen, distinguido crítico e historiador, Adeline Virginia Stephen nació en Londres, en 1882 en un ambiente frecuentado por literatos, artistas e intelectuales. Tras el fallecimiento de su padre, en 1905, se estableció con su hermana y sus dos hermanos en el barrio londinense de Bloomsbur en donde estaría rodeada por nombres importantes de la época como Clive Bell, E. M. Forster, J. M. Keynes, Bertrand Russell y Ludwig Wittgenstein.

En ese grupo de intelectuales conoció a su esposo, el economista Leonard Woolf, con quien se casó en 1912. Cinco años más tarde fundaron una editorial, Hogarth Press, que editó la obra de la propia Virginia y la de otros relevantes escritores, como Katherine Mansfield, T. S. Eliot o S. Freud.

Desde su primer novela, Viaje de ida y Noche y día, se notó que buscaba revolucionar la escritura inglesa al romper con el estilo de sus predecesores. Su estilo, que mezclaba la prosa con elementos de la poesía, destacó con sus siguientes obras entre las que están La señora Dalloway y Alfaro en las que afianzó la introspección y narración individualista, dejando a un lado las escenas con acción o las tramas con suspenso e intriga.

Experimentó con especial interés con el tiempo narrativo, tanto en su aspecto individual, en el flujo de variaciones en la conciencia del personaje, como en su relación con el tiempo histórico y colectivo.

Otros títulos importantes fueron Orlando, Las olas, el ensayo Una habitación propia que giraban en torno de la condición de la mujer, en los que destacó la construcción social de la identidad femenina y reivindicó el papel de la mujer escritora, y las biografías Flush y Fry.

Durante un tiempo indeterminado, Woolf sufrió depresión severa que consumió buena parte de su vitalidad y alegría. En 1941, los síntomas regresaron y, a pesar de la supervisión y cuidado de su esposo, ella dejó una carta de despedida para Leonard y su hermana, antes de lanzarse al río Ouse. Su cuerpo fue encontrado tres semanas después.

Sin embargo su muerte no fue el punto final de su historia. Hasta hoy, Virginia Woolf es considerada como miembro de un grupo de autores revolucionarios que rompieron paradigmas y dejaron una obra inspiradora para todas las generaciones.